• MLB

Tom Lasorda: Diez momentos inolvidables


Por Chris Haft/MLB.com


Tener sangre azul de los Dodgers era algo natural para Tommy Lasorda. Por más de medio siglo, nunca necesitó de una transfusión.


Luego de 1957, cuando Lasorda dividió su temporada entre las filiales de Triple-A de los Yankees y de los Dodgers, continuó siendo empleado de una sola organización: Los Dodgers de Los Ángeles. Sólidos equipos rodearon a Lasorda cuando los dirigió. Los Dodgers superaron las 90 victorias en siete de sus 17 campañas completas al frente del club.


Aquí, un vistazo a los 10 momentos o eventos más memorables de su prolongada carrera de béisbol:


1. Superando expectativas


1988


Los Dodgers hicieron quedar mal a los llamados expertos al ganar la Serie Mundial, pese a tener un equipo prácticamente sin estrellas. El único que se ajustaba a ese molde era el lanzador derecho Orel Hershiser, quien había impuesto un récord al completar 59 innings seguidos en blanco. Ningún jugador, con excepción de Kirk Gibson y Mike Marshall, dio 20 jonrones o más y, en la alineación, escaseaban bateadores de .300. Pero Lasorda utilizó la inspiración de los Dodgers para sorprender a los Mets en la Serie de Campeonato de la Liga Nacional antes de hacer lo propio con los Atléticos de Oakland en cinco juegos en la Serie Mundial, que contó con el épico cuadrangular de oro de Gibson en el Juego 1.


2. Apostando a ganar


23 de octubre, 1981


La confianza de Lasorda en su lanzador abridor, el mexicano Fernando Valenzuela, lo premió con un triunfo por 5-4 en el Juego 3 de la Serie Mundial, cambiando dramáticamente el impulso de dicha competención. Si los Yankees hubiesen ganado ese partido para ponerse arriba 3-0 en la serie, el intento de remontada probablemente hubiese sido un reto demasiado complicado para los Dodgers. Abajo por una carrera, los Yankees parecían estar engranando un ataque cuando el mexicano Aurelio Rodríguez y Larry Milbourne comenzaron el cuarto inning dando sencillo. Lasorda se mantuvo con Valenzuela, una decisión que le hubiese costado justificar de haber perdido el juego. Pero Valenzuela provocó una doble matanza que mató el rally y pido sacar el cero. Fue el primero de tres triunfos seguidos de los Dodgers en casa, antes de su victoria decisiva por 9-2 en el Juego 6 en Nueva York para llevarse el campeonato.


3. Éxito instantáneo


1977-1978


Lasorda se convirtió en el primer manager de la Liga Nacional en ganar banderines en sus primeras dos temporadas al mando. Los Dodgers frenaron a la Gran Maquinaria Roja en 1977, finalizando con récord de 98-64 y sacando una ventaja de 10 juegos con respecto a Cincinnati, que terminó en el segundo lugar del Oeste de la Nacional. Lasorda llevó a Los Ángeles a superar a Filadelfia en cuatro partidos de la SCLN. La lucha por la división en 1978 estuvo más disputada, con los Dodgers terminando por encima de los Rojos con una ventaja de 2 ½ juegos. Los Ángeles vencieron a Filadelfia en otra serie de cuatro encuentros en la SCLN.


4. Esfuerzo olímpico


Juegos olímpicos del 2000


Dirigiendo un equipo conformado principalmente por ligaminoristas, Lasorda salió del retiro para llevar a la selección de los Estados Unidos a ganar la medalla de oro en los Juegos Olímpicos. Su equipo venció a una ampliamente favorita selección de Cuba por 4-0, con Ben Sheets lanzando un juego completo de tres imparables. “Hice que creyeran en ellos mismos. Eso es lo que normalmente hago”, le dijo Lasorda a MLB.com. “Trato de que todos remen hacia la misma dirección, todos por los Estados Unidos. Y lo hicimos, ¿no?”.


5. La caída en el Juego de Estrellas


10 de julio del 2001


Como lo hizo en los Juegos Olímpicos, Lasorda salió momentáneamente de su retiro para ser el coach de la tercera base del equipo de la Liga Nacional en el Juego de Estrellas del 2001 en Seattle. El dominicano Vladimir Guerrero, de Montreal, hizo un swing que rompió su bate. El madero voló en dirección a Lasorda, quien se dejó caer hacia atrás en un esfuerzo por evadir el proyectil. No sólo salió ileso Lasorda, sino que le regaló una gran sonrisa al público. El cañonero de los Gigantes, Barry Bonds, bromeó con Lasorda al ofrecerle aperos de receptor para que los utilizara como protección mientras hacía de coach.


6. Llamado rápido de Cooperstown


1997


Un año después de dirigir su último encuentro con los Dodgers, Lasorda fue exaltado al Salón de la Fama por voto del Comité de Veteranos en 1997, su primer año de elegibilidad. Los Dodgers retiraron su camiseta número 2 el 15 de agosto de ese año. Sus equipos tuvieron récord de 1,599-1,439 en la temporada regular, con un porcentaje de ganados y perdidos de .526.


7. Grandes discípulos


1979-1995


Lasorda tenía el don de fomentar talento. Fue manager de nueve ganadores del premio al Novato del Año de la Liga Nacional entre dos períodos distintos. Primero hubo cuatro entre 1979 y 1982: El derecho Rick Sutcliffe, los zurdos Steve Howe y Valenzuela, más el intermedista Steve Sax. Luego hubo cinco ganadores consecutivos entre 1992 y 1996, comenzando con el inicialista Eric Karros, el receptor Mike Piazza, el jardinero dominicano Raúl Mondesí y el derecho Hideo Nomo. Lasorda se retiró en medio de 1996, cuando el patrullero de los Dodgers Todd Hollandsworth fue nombrado el mejor novato de la liga.


8. A la espera del zurdo


1955


Lasorda fue un prometedor abridor zurdo en las fincas de los Dodgers. Tuvo récord de 66-30 en Triple-A Montreal entre 1950 y 1954. Tuvo cuatro presentaciones en las Mayores con Brooklyn en 1955. Pero volvió a Montreal luego de que los Dodgers firmaran a un joven que, bajo los términos de su contrato, debía permanecer en el roster de las Mayores. Su nombre era Sandy Koufax. Lasorda regresó a las Mayores con los Atléticos de Kansas City en 1956 y tuvo registro de 0-4 con efectividad de 6.15 en 18 presentaciones (cinco aperturas).


9. Una vieja y famosa amistad


1976


La famosa amistad de Lasorda con el incomparable cantante Frank Sinatra empezó en 1976, cuando fueron presentados por un amigo en común, el comediante Pat Henry. Sinatra cantó el himno antes del primer Día Inaugural de Lasorda como dirigente de los Dodgers, una victoria por 5-1 sobre San Francisco el 7 de abril de 1977.


10. Sólo para adultos


1977-1996


Ocasionalmente, Lasorda hacía ver su fuerte temperamento con la prensa. Sí, podía llegar a ser bien vulgar. Pero muchos seguidores veían como divertidos dichos episodios, gracias al exceso de malas palabras. Debido a que los reporteros grababan todo lo que decía el manager, muchos de los insultos de Lasorda son fácilmente accesibles. Un ejemplo ocurrió luego de que Dave Kingman de los Cachorros dio tres jonrones en Los Ángeles el 14 de mayo de 1978. En otra ocasión, se generó una guerra de palabras entre Lasorda y Kurt Bevacqua de San Diego, luego de que el relevista Tom Niedenfuer permitiera un jonrón de Bevacqua y luego golpeara al próximo bateador, Joe Lefebvre, el 30 de junio de 1982.


Chris Haft ha cubierto Grandes Ligas desde 1991 y trabaja para MLB.com desde el 2007.


Via: MLB.com


©  2019 laestufacaliente.com